Siguiente

Quería recuperar tantos fonemas de su conversación

pero vino de la palabra un aullido

de cada palabra
un aullido

/

Murió de terremoto
esa noche de codicia

en la que los árboles

los árboles

no eran más que temor ajeno
una caracola
palpar el relámpago

murió de terremoto
en la noche pecada
y de luna partida

(…)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s